Por estos días se graba la tercera parte de la saga de John Wick, protagonizada por Keanu Reeves «John Wick 3: Parabellum». La película además cuenta con la actuación de Halle Berry, famosa por varios papeles en películas de acción y ciencia ficción, incluyendo su personaje de Gatúbela.

Para la grabación de esta película, la actriz ha comentado que tuvo que entrenar de manera intensa para lograr tener el estado físico necesario para el personaje.

«Fueron horas y horas de entrenamiento especial, fue entrenamiento de armas, entrenamiento con perros, y luego también entrenamiento de fuerza con mi entrenador además de vigilar mi dieta″.

En relación a las escenas de lucha que tuvo que grabar con Keanu Reeves, dijo que tenía algo de miedo porque no quería decepcionarlo ya que él es muy bueno en ese tipo de escenas.

Fue durante una de esas grabaciones que tuvo un accidente y terminó con tres costillas rotas.

A pesar de que la actriz no sabe muy bien qué fue lo que provocó la lesión, dijo: ″para mí es como una medalla de honor″. Y aunque hizo lo posible para continuar trabajando en la película, tuvo que tomar un descanso para poder recuperarse.

La mitología John Wick

Keanu Reeves, el guionista Derek Kolstad y el director Chad Stahelski han fundado una nueva mitología cinematográfica, con John Wick, que incluye sangre, sudor y balas.

En esta tercera y última parte en la que John Wick está huyendo por dos razones: lo persiguen por una recompensa global de 14 millones de dólares por su cabeza y por romper una regla central, la de asesinar a alguien en los dominios del Hotel Continental. La víctima era un miembro de la Mesa Suprema que ordenó el asesinato del protagonista.

RockAndPop